Tabaquismo y otras adicciones

Tras una exhaustiva entrevista hecha al cliente, se estudiarán los hábitos de conducta diaria (relacionados y no relacionados con la adicción en cuestión) y las causas que subyacen en el fondo de la misma. El compromiso del cliente hacia el terapeuta deberá ser igual de firme y constante que el del terapeuta hacia el cliente, para que de la terapia se obtengan los resultados esperados, no sólo en tiempo presente, sino fundamentalmente en tiempo futuro.

En la terapia se tratará de ir introduciendo hábitos saludables en cuestión de alimentación, y actividades diarias, así como de un progresivo aumento del ejercicio físico, que siempre irá en consonancia con la naturaleza y posibilidades del cliente.

¿Cómo tratarlo?

La terapia cognitiva (cambiando la forma de pensar, cambiamos la conducta) en estado consciente y a través de la hipnosis, al igual que los ejercicios de relajación adecuados, son fundamentales, para analizar el porqué se ha llegado a estar sometido a una adicción, así como para suplir el estado de ansiedad que toda adicción produce cuando no es satisfecha al momento. Analizaremos el grado de autoestima y se aplicarán técnicas conductuales (cambiando la forma de actuar, cambiamos la forma de pensar) de autocontrol, El trabajar sobre el “perdón hacia uno mismo” es otro punto fundamental en la terapia. Se estudiará la posibilidad –con el permiso del cliente-, de que éste acuda a un grupo de trabajo con personas en sus mismas condiciones.

Subir